Sabrina, la bruja ya no es adolescente

Empecemos por el principio: Melissa Joan Hart, la actriz que interpretaba a Sabrina y Clarissa, tiene una página de Facebook genial. En ella, no sólo actualiza curiosidades sobre la serie y momentos como el que comentaremos a continuación, sino que también responde preguntas y explica muchos datos interesantes de las producciones en las que participó siendo chica.

El 13 de septiembre, Melissa subió la siguiente foto:

melissa beth

 

En este típico “antes y después” la vemos junto a la actriz Beth Broderick, quien en “Sabrina, la Bruja Adolescente” interpretaba a su tía Zelda. También está el gato, pero no es cualquier gato. Es uno de los cinco que interpretaba al genial Salem (por supuesto, cada vez que no utilizaban ese bizarro anomatronic parlante). Hace ya dos años, comenzó a circular un viral sobre la supuesta muerte del gato que interpretaba al personaje, pueden sacarse las dudas en esta entrada.

La cuestión es que en la foto hay un gato y, efectivamente, es uno de los que interpretaba a Salem. La propia Melissa lo explicó de la siguiente manera:

There were 5 cats: Lucy, Witch, Warlock, Elvis and Salem. Unfortunately, Lucy passed away during filming so she needed to be replaced Each cat had a different “special skill” like Salem did NOT like to be held, but he could stand on a mark on cue.

El encuentro se dio como un cameo en la sitcom de la más joven, “Melissa and Joey”.

Y si quieren más fotos, acá tienen:

melisa 2

melisa

beth meli

Salem murió, la creatividad de los falsos rumores también.

Es difícil saber de dónde salen los rumores de Internet. ¿Será que primero algún troll cambia Wikipedia y empieza a correr la voz? Lo cierto es que en cuestión de minutos y gracias a las facilidades que Facebook nos presta para compartir pescado podrido con sólo un clic, hasta la noticia menos creíble se convierte en furor. Creo que la relación es así: por cada cien personas que ponen compartir, cinco se preguntan segundos después si lo que acaban de leer tiene algún sentido.

El último gran viral sin demasiado sentido pero ultra popular fue aquel que decía que “el gato que interpretaba a Salem” en Sabrina, la Bruja Adolescente, había muerto. Es llamativo la cantidad de “Ooooh que terrible mi infancia arruinada” por los esporádicos “momento, era un robot”. Bueno, en verdad se trataba de un animatronic y, sí, por el momento los robots no mueren (en tu cara, Cortocircuito) pero también es verdad que había gatos reales implicados. La clave está en gatoS.

Quizás varios recuerden que en los ’90, en pleno furor de la serie, de vez en cuando Nickelodeon emitía algunos pequeños bloques de backstage sobre la filmación del programa y en uno de ellos particularmente se hablaba sobre el personaje de Salem. Recuerdo patente que mencionaban que había cuatro gatitos interpretando los trucos que hacía el gato cuando no era el querido y limitadamente adorable animatronic charlatán.

Buscando un poco más al respecto encontré esta primitiva y completa página dedicada a Salem:

There are actually four cats who play the non-puppet sections of Salem’s act. There are cat trainers and it’s their jobs to work with animals and train them. The trainers are there everyday and work with them when the actors are not there. The cats, just like the human actors, have to rehearse.

 

Además de corroborar este aspecto de los cuatro gatos, da los nombres de los felinos actores: Elvis, Lucy, Witch y Salem. Lo que más me hizo gracia no fue el nombre del último, sino del primero, igual que el lagarto de Clarissa…

Además la página da detalles sobre los trucos que realizaba cada gatito: Elvis movía la boca, como en una mímica de estar hablando y servía para los planos más alejados donde Salem tenía que decir algunas palabras y también moverse, por lo que el animatronic estático le restaría naturalidad (sí, hablo de la naturalidad de un gato que habla, ex mago simil guerrillero cubano). Lucy era usada para las escenas en que Salem caminaba, ya que se detenía ante una orden. Witch, el más manso de todos, era el que los actores podían llevar a upa sin que intentara bajarse, también era el que se usaba cuando había que acariciarlo. Salem (el gato actor) en cambio, servía para las escenas de mayor movilidad, ya que le gustaba correr y saltar.

También recuerdo, esto es personal, que uno de esos gatos, apostaría por Salem, tenía algunos pelos blancos en el pecho, cosa que se observaba en unas cuantas escenas en que se usaban gatos reales.

En este apartado de la web que les acabo de comentar hay una colección sumamente interesante de menciones al backstage de Salem que fueron saliendo en medio de la época (sí, este Ian Hickson es un N-E-R-D). Ahí pueden ver algunos breves comentarios de los entrenadores de los gatos-Salem, Mark Waters y Cathy Pitman.

Aunque no hay demasiada información respecto a este muuuy específico tema, se sabe en concreto que la gatita Lucy murió el 24 de abril de 1998 siendo joven. Teniendo en cuenta que los gatos pueden vivir 20 años, sería posible que alguno de los otros tres haya muerto en los últimos días, pero definitivamente esto relativiza ese rimbombante mensaje de la trágica muerte “de Salem”.

Más allá de lo ilógico del rumor inicial, sí es entretenido conocer un poco más sobre la creación de este personaje y el backstage de los animales actores, que ya había sido tratado parcialmente en esta otra entrada.

Si esta entrada te gusto, las siguientes te van a encantar:

Perros actores

La maldición de los niños actores

El cast de Clarissa

Los Nicktoons de las navidades pasadas

No nos vamos a poner autóctonos justo en las fechas más globalizadas de este lado del mundo!! Así que, el modo de celebración en el blog recordaremos algunos especiales navideños de las series de la década del noventa, en la pantalla de Nickelodeon, cuando todavía usaba su nombre largo. Porque, hay que decirlo, más allá de las creencias de cada uno, lo más divertido de la navidad era tener 8 años y ver los capítulos de dibujos animados que emitían durante todo el día los canales.

Sigue leyendo

Dos formas de dibujar mal: Los Grafitos + Rude Dog

Quería ver la forma de unir estas dos series que nada tenían que ver, ni en cuanto a país, ni canal que lo emitía ni calidad. Quizás lo único que compartan es que tenían ciertos diseños rústicos. En el caso de Los Grafitos, buscado y en el otro… producto de algún extraño químico. Es por eso que esta entrada estará dividida en dos partes que no tienen mucho que ver, pero aún así so dos series que no puedo creer aún no haber reseñado.

LOS GRAFITOS

Su título original era el intraducible modismo “Sticking Around” y a través de una novedosa técnica de animación (Boiler Paint), sus creadores Robin Steels y Brianne Leary daban la impresión de que eran garabatos hechos por niños. De hecho, el eje del programa era justamente llevar el concepto de lo infantil hasta el extremo.

Los protagonistas eran Bradley (obsesionado con el planeta Urano) y Stacey, dos amigos de la escuela bastante desquiciados que oscilaban entre los típicos problemas infantiles y una serie de fantasías que se mezclaban con el ya de por sí extraño verosimil de la “realidad” dentro del programa. Todo era un lío de colores y dibujos, pero básicamente la serie apuntaba a hacer algo novedoso. Tal es así que si bien sólo duró dos años, en 1996  ganó el premio Gemini a la mejor animación de su tiempo. Gemini es un premio de la academia que, según entiendo, sería como el equivalente canadiense de los Oscar, ya que Los Grafitos era una serie de ese origen, de las tierras al norte de EEUU donde todo es pacífico y la gente amable…

 

Sigue leyendo

Tres amigos y Jerry: el duro camino de la aceptación…

Considerando lo larga que fue, en comparación con otras, a veces sorprende que la serie “Tres amigos y Jerry” haya sido bastante olvidada. Tenía muchas cosas extrañas, comenzando por su animación y siguiendo por su contenido, pero a veces hace considerar en qué estaban pensando las autoridades del canal cuando empezaron a emitirla. Comencemos por recordar que Nick, en sus inicios, era un canal bastante conservador, políticamente correcto y del cual el círculo de padres cristianos y estadounidenses estaría orgulloso. Sus separadores sobre ecología, sus armoniosas canciones infantiles con bebés de todas las razas y su inicial negativa a incluir animé (o cualquier dibujito “violento”) en la pantalla, entraba en crisis al encontrarnos con más de un nicktoon con segundas lecturas. Y no estamos hablando de interpretaciones pseudo semiológicas de fanáticos religiosos que encuentran a Satán en los Telletubbies (bueno, si lo pensamos…), sino directamente en programas pensados para hacerle un guiño a los adultos.

Es así como aparecías chistes de doble sentido en Rocko, Pete y Pete, ocasionalmente Clarissa y sus numerosas censuras por material inapropiado. Bien, entre toda esa bajada de línea moral, extrañamente el canal le dio luz verde a “Tres amigos y Jerry”, un programa que contó con 39 episodios en una temporada, hasta que fue cancelada por presión del público parental.

Sigue leyendo

Pete y Pete: La banda de sonido de tu vida (Hard Day’s Pete)

Como bien dice su hermano mayor, Pete (menor) tiene su olor favorito, su estrella favorita y su órgano interno favorito. Pero no tiene una canción favorita. Cosas de la vida, el capítulo en que la encuentra es uno de los más memorables de esta increíble serie.

Concretamente el episodio se llamó “Hard Day’s Pete”, traducido estúpidamente como “La canción de Pete” (sí, tiene relación pero no va al quid de la cuestión) y relata el momento cúlmine, celestial, en que Pete descubre por total casualidad una canción que le va a volar la cabeza y, tras la cual, nunca va a ser el mismo. Lo interesante de Pete y Pete era que trataba historias pequeñas de la vida cotidiana con un humor absurdo y a la vez profundo, que la convirtió en una de las serie más extrañas y personales de la era Nick de los 90.

Sigue leyendo

Klasky-Csupo: los papás de los nicktoons.

El nombre de la empresa que estaba detrás de algunos de los programas de dibujos animados más interesantes y populares de la década del 90 era casi imposible de pronunciar, pero a todos nos resuena en la memoria como la firma al final de cada capítulo.

¿Pero qué era exactamente Klasky Csupo? ¿Quiénes integraban esta empresa y qué dibujos tuvieron a su cargo? Al igual que Hanna-Barbera, no, no era el nombre de una sola persona sino que el guión entre ambas palabras daba la clave.

El título proviene de la pareja que lo fundaron en 1982: Arlene Klasky, una productora de TV y Gábor Csupo, un animador. Por ese entonces, estos dos jóvenes eran pareja y decidieron formar una suerte de Pyme que se convertiría en uno de los sellos más importantes de la época. No es para menos, ya que por esa suerte que pocos tienen o por una superdotada visión empresarial, el primer proyecto que estos dos genios tomaron fue nada menos que The Simpsons. Allá cuando eran apenas la idea loca de un nerd de Oregon.

De hecho, esta empresa había sido la encargada de producir los cortos animados de esos simpsons prehistóricos y la primera temporada que pudo verse en la TV cuando todavía los personajes no tenían su diseño final. Si alguna vez te preguntaste por qué carajo Smithers era negro en un capítulo de la primera temporada, es porque los amigos Klasky y Csupo (KC desde ahora) le pifiaron con la paleta de colores.

Pero, en fin, hasta los más grandes vejámenes se disculpan por todo el hermoso prontuario que siguió a este primer triunfo. En 1992 KC había perdido su convenio con Groening pero tomó otro programita de aquellos: Rugrats o Aventuras en Pañales como lo conocimos en los tiempos del Magic Kids. En ella KC tuvo una participación incluso más activa, ya como productores generales de la serie y poniendo el sello de manera mucho más contundente. De hecho, para quienes tienen una buena memoria fotográfica, pensar en el logo de esta empresa automáticamente nos conecta con la serie de Tommy Pickles.

Rugrats en su “primera fase”, que comprende desde 1992 hasta 1994 fue sin dudas un pograma paradigmático en lo que a animación para TV se refiere. No solamente por el estilo “sucio” de sus dibujos que se reproduciría en muchos otros productos Nick, sino también argumentalmente hablando. Más allá de las historias, Rugrats supuso un cambio importante en el modo en que las historias se contaban. Se planteó un tipo de programa infantil con una búsqueda profunda. Siempre se dijo que en la producción del programa se incluía la participación de psicólogos de niños y personas dedicadas al estudio del comportamiento de los bebés y sin dudas esa búsqueda se vio reflejada en un programa que, al menos en sus primeros años, presentó algo completamente distinto.

Luego vinieron dos nuevas hazañas: Duckman y Ahhh Real Monsters. La primera, fue producida para el canal USA Network y se basaba en una serie de comics de Dark Horse. Aunque CS empezó a animar este show, luego pasó a manos de otros dos realizadores, David Misch y Michael Markowitz. En cambio con Ahhhh Real Monsters, CS pudo desarrollar mucho mejor su trabajo, imprimiéndole su sello personal a los diseños de personajes en un total de 52 episodios en lo que sería su segundo pero no último trabajo para los Nicktoons.

En 1997 empezaron los Thornberrys, el programa de dibujos animados sobre una familia de documentalistas y sus viajes por el mundo salvaje con una pequeña dosis de fantasía (la hija menor, Eliza, hablaba con los animales). Con esta serie, la tecercera producida para Nickelodeon, CS claramente se posicionaba como una de las productoras favoritas de la cadena y luego de que los Thornberrys finalizara, fue el turno de Rocket Power y Stressed Eric en 1999. También por esos años desarrollaron un programa animado breve titulado Las Aventuras de Ronald Macdonald’s, para esa franquicia de hamburguesas.

Y como se dice que uno siempre vuelve a las raíces, en 2001 CS preparó algo especial por los diez años de Rugrats, la serie que nos hizo famosos. Así fue que produjo Rugrats Crecidos, un especial para televisión en el que justamente nos mostraban a los bebés con diez años más. El especial tuvo tanto éxito que Nick comenzó a pensar en una serie íntegramente protagonizada por los personajes preadolescentes y así ocurrió en 2003. La serie que básicamente convertía una propuesta original en una serie más del montón, cosechó bastante audiencia y duró tres años hasta su cancelación en 2006. También para Nick produjeron por esos años Ginger, una serie también de problemáticas preadolescentes, aunque ya un poco fuera de la época de mayor auge de este tipo de series.

No queda claro cuányo hubo de desgaste personal y cuánto de fracaso comercial, pero en 2004 CS cerró sus puertas y anunció que se retiraban del mercado de producción de dibujos animados. No obstante, hace cuatro años relanzaron la firma y aseguraron estar trabajando en 14 proyectos especiales: http://www.klaskycsupo.com/news/index.html. Al día de la fecha, no hubo más novedades.

En términos más chimenteros, si se quiere, Klasky y Csupo estuvieron casados durante 16 años, desde antes de fundar la empresa. En 1995 se divorciaron, pero hasta 2004 continuaron siendo socios comerciales y desarrolladores de los mismos proyectos. Tienen dos hijos, y Tommy Pickles, protagonista de Rugrats, está basado en el menor.

Sus realizadores, sin embargo, sí han presentado varios proyectos individuales. Gabor Csupo en 2007 filmó la fascinante película “Bridge to Terabithia” basada en el libro de Katherine Paterson, que contaba la historia de dos amigos que se inventaban un mundo de fantasía para jugar en el bosque. El film lentamente se convierte en una madura reflexión sobre la infancia y los embates del mundo real cuando uno es niño.

 

Que la Fuerza los acompañe!

=Malena=