Indiana Jones: La serie de TV

YOUNG INDIANA JONES CHRONICLES

La Serie con más kilometraje

George Lucas tiene una forma muy extraña de pergeñar sus historias: no las piensa linealmente. El caso más evidente es Star Wars, que inicialmente iba a constar de tres trilogías (o nueve películas) y acabó siendo de seis entregas. Lo raro es que, como es ya sabido, primero se filmó la última trilogía. Es decir que lo filmado entre 1977 y 1983 viene cronológicamente después de lo filmado desde 1999 hasta 2005. Pero esta no fue la primera vez que debió hablarse de precuelas y menos aún el bautismo de Lucas en este modo de relatar. No muchos lo saben, pero lo contado en la segunda película de Indiana Jones, Temple Of Doom, ocurre un año antes que la película que la precede, Raiders Of The LOst Ark. Esto quiere decir que la segunda película, en sentido cronológico es la primera… y luego le siguen las dos películas con Indy golpeando Nazis.
Lucas tiene esta forma de narrar. Cuenta un hecho y luego ahonda en sus orígenes, diría que ese es el axioma. Indiana Jones es un caso bastante particular. En la tercera película, The Last Crusade, hay una primera escena a modo de Falshback en la que se muestra a un Indy de unos 15 años en su aventura iniciática. Además de hacer una infinidad de guiños a lo que vendría después (incluyendo una muy nerd referencia a cómo Indy se hizo la cicatriz de su mentón), esta simple escena dio el pie para una superproducción televisiva.

Luego de ”cerrada” la franquicia (al menos hasta hace unos meses, cuando se anunció Indy 4) a Lucas se le ocurrió escribir una serie-documental que instruyera a los niños en Historia Universal y que fuera protagonizada por Indiana. Ford estuvo descartado desde el principio, ya que su sueldo podría ser igual al 80% del presupuesto destinado, pero la idea deslizada en La Última Cruzada encendió lamparitas.
Así se fue formando lo que acabaría siendo The Young Indiana Jones Chronicles, una muy pretensiosa serie (4 millones de dólares por capítulo) que proponía colocar a Indy en un suceso histórico diferente en cada episodio, y hacerlo partícipe necesario en el devenir de los hechos. Una suerte de Marty McFly que no cambia la historia, sólo participara en ella y de vez en cuando salva el día.
Todo parecía estar destinado a salir genial, pero casi todos los fans de Indy la odian por diversos motivos.

Por empezar, la serie preveía mostrar a Indy en tres etapas: niño, joven y anciano. Al principio de la mayoría de los capítulos, el viejo Indy interpretado por George Hall contaba una historia de su juventud a quien se le cruzara en el camino, ya fuera dentro de un museo o en un bar. Este Indy anciano llevaba un parche, aunque nunca se supo por qué. Aunque a muchos les chocaba un poco verlo en ese estado, el personaje se mantuvo durante toda la serie, hasta la edición en VHS  de donde fue sospechosamente suprimido (sin hallar ninguna clase de justificativo al estilo ”Greedo dispara primero”).
Hay un capítulo en el que este anciano no cuenta el cuento y su lugar lo toma el mismísimo Harrison Ford. Con una espesa barba y un saxo entre las manos, Ford hace de un Indy cincuentón en el capítulo Música y Gangsters.
Incluso en esta serie la sucesión de hechos se confunde, ya que los episodios alternaban al Indy de 16 años con el de 10, por lo que hay dos modos de verla: en orden de emisión o en orden cronológico.
Como gran hallazgo, esta serie fue filmada en escenarios naturales y en los sitios reales donde ocurrieron los hechos narrados, por lo que el realismo no se pone en duda. Lo que sí se le ha criticado es su verosimilitud, cosa muy distinta a ser filmada sin CGI. Es cierto que en cada episodio Indiana se encuentra con algún gran personaje de la historia, y esto irritó a más de uno. Normalmente se le critica a la serie poner a Indy en situaciones demasiado exageradas y tener más de un error de documentación al momento de situar los hechos en su lugar y tiempo verdaderos.
Otro elemento que los fans encuentran molesto es el ritmo. Definitivamente la serie no está narrada igual que las películas, donde la acción era continua. También se le remarca que los actores elegidos para hacer de Indy no comparten los gestos y cracter del de las películas.

Todos estos puntos son a tener en cuenta, pero en lo personal creo que algunos pecan de un tanto detallistas. Me tomaré el atrevimiento de hablar sobre mi experiencia con esta serie, la cual no terminé de ver, debo aclarar. En primer lugar es cierto que es lenta y contra eso no puede hacerse nada. Habrá quienes prefieran la aventura y las emociones y probablemente muchos de estos capítulos muestren exactamente lo contrario. También comparto que el personaje no está tan bien logrado como lo hecho por River Phoenix en la Ultima Cruzada, que era verdaderamente un calco del Indiana cuarentón, con un muy buen trabajo de dirección al momento de imitar la forma de correr del personaje o su innata torpeza. Si bien tanto el pequeño Corey Carrier como Sean Patrick Flanery tienen madera de actores, es dificil ver en ellos al futuro arqueólogo.

Pero una de las cosas más discutidas en el mundo fan es si verdaderamente resulta criticable que Indy conozca a tantas celebridades. Estamos de acuerdo en que su romance con Mata Hari fue un tanto excesivo, pero tampoco puede olvidarse que el Indy que todos conocemos no solo estuvo a centímetros de Hitler sino que obtuvo un autógrafo del Tercer Reich. Y esto ocurre en las películas, por lo que quizás, ver al joven Indy con Pancho Villa no sea tan terrible y esté más bien al servicio del objetivo de la serie que era instruir a los chicos en Historia (nunca más didáctico que poniendo a los aburridos próceres de protagonistas de acción).
Los errores de documentación sí son algo “grave” justamente por lo que se buscaba con esta serie. También es cierto que en las películas de Indiana Jones hay errores de ste tipo, como nombres de países que no existían (Afganistán)  o uso de armas no inventadas en la Segunda Guerra Mundial. De todos modos, este me parece el punto en contra más importante.
A esta altura solo puede decirse que la serie no es objetivamente mala o buena, cuentan mucho los intereses del espectadora para verla o dejarla. No es tan simple como decir ”Si te gusta Indy, te gusta esta serie”, más bien yo diría ” Si sólo te gusta Indy, seguro no te gustará esta serie”.

Pero regresando a la información curiosa, esta serie no es rara por el solo hecho de existir. Uno de los datos más curiosos está en el listado de capítulos que nunca se filmaron. El que más me llamó la atención fue uno que debería haber transcurrido en Buenos Aires. No solo porque sea la ciudad donde yo vivo y la eventual grabación de este episodio habría hecho que peregrinara hasta el estudio predicando el Diario del Grial de Henry Jones, sino por los datos que se conocen del argumento: Indy viajaba de París a EEUU, pero es robado durante el trayecto y acaba en Argentina.
Los capítulos que deberían haberse filmados situados en los años 20 tenían previsto unir la serie con la trilogía cinematográfica, pero esto nunca ocurrió. En estos episodios localizados en Cuba, Honduras, Alaska y Brasil, Indy conocería a los personajes de Los Cazadores del Arca Perdida, como el traidor Belloq y Abner Ravenwood, su gran maestro del que se distanció tras iniciar una relación con su hija Marion.  También el episodio ocurrido en Honduras sería conectado con una línea de diálogo de Temple of Doom según se dice en el gran informe de Rey_Mono (http://indianajones.es/jovenindy/cap-eliminados.php)

En su momento la serie tuvo éxito, pero las crítias ya citadas comenzarona  sucederse, más que nada en los ambientes fans, aunque también tiene sus más fervientes defensores.
En líneas generales, podría decirse que posee altibajos, que podría haber sido mucho mejor, pero también es cierto que hubo mucho trabajo puesta en ella y nunca recibió el reconocimiento popular merecido, al menos por lo que se trabajó en ella durante 170 semanas de filmación.

Malena

”No eres el mismo que conocí hace años” (Marion)
” No son los años cariño, es el kilometraje” (Indiana)

Anuncios

3 comentarios

  1. Genial!!! Es el Kilometraje!!!!

  2. hola yo no puedo creer qe sea tan hermozo harrison ford lo re ammo es el amor de mi vida lastima que tengo 13 años pero si no le daria jejeje
    TE AMO HARRISON FORD

  3. Algo me acuerdo.En casa teníamos un vaso Pepsi de esta serie.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: